Untitled Document
Inicio  |  Contáctenos
  Untitled Document
ACERCA DE IADS PROGRAMAS Y PROYECTOS CAPACITACION CURSOS Y SEMINARIOS NOTICIAS LINKS de INTERES
IADS EN LOS MEDIOS


Noticias | Noticias
23-01-2011
Conozca Kamikatsu, la villa japonesa que recicla el 90% de su basura

Para el 2020 espera convertirse en la primera ciudad del mundo sin residuos

Fuente: El Comercio (Per)
por Mario Castro Ganoza


Imagen
Kamikatsu, Japn

Treinta y cuatro. Ese es el nmero de categoras en las que el pequeo pueblo de Kamikatsu, ubicado a 370 kilmetros al suroeste de Tokio, separa la basura que produce para su posterior reciclaje y eliminacin. El objetivo de esta pequea villa agrcola es convertirse en una ciudad Zero Waste (Cero Residuos ), la primera en todo el mundo, para el ao 2020.

Tan mal no le va, porque desde setiembre del 2003, cuando inici este loable empeo, y gracias a una estricta organizacin y a la desarrollada conciencia cvica y ecolgica de sus habitantes, el pueblito arrocero ha logrado reducir y reutilizar sus desperdicios en un 90%.

Conocido por sus aguas termales y sus frondosos bosques, Kamikatsu, una localidad de 2.000 habitantes y 800 familias, recibe anualmente ms de 40.000 visitantes, todos ellos de diversas partes del mundo e interesados en estudiar el sistema de reciclaje que ha impuesto, y que comenz cuando el incinerador de la localidad no pudo cumplir con los niveles mnimos de eliminacin de dioxinas. Ese fue el punto de quiebre para que el alcalde de aquel entonces decidiera no quemar la basura sino dejar de producirla.

RUTINA ECOLGICA
Todos los das, entre las 7 y 30 de la maana y las 2 de la tarde, los pobladores de Kamikatsu acuden al Centro de Reciclaje para dejar su basura. Quienes no pueden hacerlo, ya sea por su avanzada edad o por enfermedad, reciben la visita de un grupo de voluntarios que se encarga del tema, porque en el pueblo no existen camiones recolectores de basura.

Adems, los pobladores de la villa deben seguir reglas estrictas a la hora de eliminar sus residuos, como convertir el aceite de cocina y los desperdicios orgnicos en abono para sus huertos, gracias a pequeos recicladores domsticos cuya compra (US$30) subvencion el gobierno local.

Las botellas de plstico deben separarse por su contenido: agua, aceite, t verde y otras; los peridicos y revistas deben apilarse en paquetes de un determinado peso y amarrarse con cuerdas fabricadas con cartones reciclados; las botellas de vidrio son separadas segn su color y no antes de quitarles tapas y etiquetas; los palillos y productos de madera se convierten en pulpa y papel; y todo aquello que se encuentre en buenas condiciones, sea ropa, artefactos, muebles, adornos u objetos en general, es destinado a una tienda bautizada como Kurukuru-shop.

Eso s, antes de ser eliminados, los objetos que lo necesiten deben ser enjuagados, lavados, secados o limpiados.

El principal problema que tiene el pueblo y que le impide alcanzar el 100% de eficiencia en la reduccin de residuos es eliminar objetos como zapatos, colchonetas y alfombras que deben incinerarse, mientras que el vidrio, la cermica y las bombillas todava son enterradas en vertederos.

Como cualquier otro proyecto, este tambin tiene detractores entre los ciudadanos del propio pueblo. La queja principal, aunque esgrimida por pocos, es que la mayora de objetos que se van a eliminar deben lavarse antes de ir a parar al basurero. A pesar de las quejas, hasta los detractores colaboran en el ecolgico empeo haciendo su parte. Lejos de ser visto como un punto dbil de la iniciativa, para muchos este es justamente uno de sus pilares: el sentido de colaboracin y la conciencia cvica y ecolgica de los ciudadanos de Kamikatsu que priman sobre los intereses personales.

LA ACADEMIA
Si bien la ciudad decidi esforzarse para no producir basura en el 2003, no fue hasta el 2005 cuando se cre la NPO (organizacin sin fines de lucro) Academia Cero Residuos, que en coordinacin con el gobierno local se encarga de administrar el proyecto y de promocionar sus avances para animar a que otras villas, pueblos y ciudades sigan su exitoso ejemplo.

De acuerdo con cifras oficiales, en el 2003 Kamikatsu incineraba 62 toneladas de basura, enterraba cuatro, reciclaba 271 y autoeliminaba 198 toneladas (residuos orgnicos convertidos en abono), lo cual daba una produccin anual de 268 kilogramos de basura por habitante. En la actualidad esa cantidad no alcanza los 27 kilos per cpita, un reciclaje del 90% que contrasta marcadamente con el promedio nacional: 20%

El crdito en la drstica reduccin es bsicamente de la Academia, que se aboc a la tarea de instruir desde los nios hasta los ancianos mediante el mtodo de los incentivos: quienes completaban el curso de capacitacin reciban billetes de lotera y bonos para la compra de alimentos. A pesar de ello, el centro de reciclaje cuenta con un encargado que se dedica a orientar y vigilar que los ciudadanos separen adecuadamente los residuos.

Para ser consecuentes con su poltica Cero Residuos, Kamikatsu ha rechazado las subvenciones del Gobierno Central para levantar dos nuevas plantas incineradoras. Pero lo que s han pedido es que la poltica Cero Residuos se convierta en una ley que otras ciudades deben aplicar en un lmite de tiempo determinado; leyes que obliguen a las empresas a producir objetos reciclables y reutilizables; y la creacin de un espacio donde los gobiernos locales de todo el pas puedan intercambiar informacin, ayuda y experiencias para el logro de un solo objetivo: ciudades Cero Residuos.

SIEMPRE REUTILIZABLES
El Japn es un pas donde el concepto segunda mano no es comn. El alto poder adquisitivo de los ciudadanos y el mrketing han impuesto un modelo de consumo que conmina al cliente a botar lo que ha pasado de moda. Estas necesidades, que no son otra cosa que un consumismo feroz, son respaldadas por una realidad inobjetable: el espacio reducido de las viviendas, que hace difcil almacenar lo que ya no se usa o necesita. Kamikatsu encontr la salida a esta realidad creando el Kurukuru-shop y la Kurukuru-factory. Del Kurukuru-shop los ciudadanos puede llevarse lo que deseen gratis, as como traer cosas que consideren tiles para otros. La Kurukuru-factory es un espacio donde las mujeres mayores del pueblo reparan cosas usadas que se venden a precios mdicos.

Untitled Document
 
 
con quienes cooperamos
Red de Informacion en Produccion y Consumo Sustentables para America Latina y el Caribe
  INSTITUTO ARGENTINO PARA EL DESARROLLO SUSTENTABLE Asoc. Civil
 
ICLEI Latinoamerica Programa de las Naciones Unidas para el Medio Ambiente MERCOSUR Agencia de Cooperacion Alemana GTZ Consumidores Argentinos